Policiacas

CARAMBOLA

Por exceder los límites de velocidad permitida el conductor de un Jeep fue responsable de una carambola que se registró sobre la Avenida Periférica Norte por 53-A de la colonia San Carlos, al impáctar su unidad contra la parte trasera de una camioneta tipo Windstar, la cual fue proyectada por el fuerte impacto contra un Attitude, por fortuna en el accidente solo se registraron daños materiales considerables.

Según el reporte de seguridad pública la carambola se registró cerca de las 03.05 horas de la madrugada, cuando Arturo Sustarta Juárez, circulaba en exceso de velocidad sobre la Avenida Periférica Norte a bordo de un Jeep, modelo 2011, con placas de circulación TXX-31 85 el estado de Puebla.

Cuando el acelerado conductor llego a la altura de la calle 53-A de la colonia San Carlos, por la velocidad que llevaba no alcanzo a frenar e impactó su vehículo contra la parte trasera de una camioneta de la marca Ford tipo Windstar, modelo 2002, con placas de circulación DHG-81 45 del estado de Campeche, la cual se encontraba estacionada, propiedad de María Magdalena Ramírez Serrano de 36 años de edad.

Del fuerte impácto que recibió la camioneta fue proyectada contra la parte trasera de un vehículo de la marca Dodge tipo Attitude, modelo 2010, color blanco, con placas de circulación ZAL-58 28 del estado de Yucatán, el cual también se encontraba estacionado, propiedad de José Jesús Santos Hernández de 49 años de edad.

Hasta la colonia San Carlos arribaron agentes de la policía municipal y el técnico en hechos viales, quien se encargo de tomar conocimiento de los hechos escucho y base al reglamento de tránsito y la posición final de las unidades explico que el conductor del Jeep era el responsable por exceder los límites de velocidad permitida.

Los propietarios de los vehículos afectados firmaron el desistimiento ene l lugar del accidente después de llegar a un buen arreglo para la reparación de los daños materiales ocasionados a sus vehículos por medio de la aseguradora del Jeep responsable y con ello evitaron que las unidades fueran remitidas al corralón municipal y que el caso fuera turnado al ministerio público.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Captcha loading...

*

To Top