El desastre sucede unos días antes de que se cumpla el quinto aniversario del derrame petrolero de la plataforma Deepwater Horizon y pone en evidencia una vez más que la apuesta por el petróleo es equivocada desde cualquier punto de vista, presupuestal, ambiental y social y de empleo.

México, DF.- Greenpeace ofrece sus condolencias a la familia y amigos del trabajador muerto después de la explosión de la plataforma Abkatun Alfa, de Petróleos Mexicanos (PEMEX) en el Golfo de México, y a los 16 heridos en el evento.

Este desastre sucede unos días antes de que se cumpla el quinto aniversario del derrame petrolero de la plataforma Deepwater Horizon y pone en evidencia una vez más que la apuesta por el petróleo es equivocada desde cualquier punto de vista, presupuestal, ambiental y social y de empleo.

Este evento en la Sonda Campeche, sumado a los derrames continuos en tierra y en aguas someras en diversas partes del territorio mexicano demuestran que la Reforma Energética -que está completamente orientada a la explotación petrolera y que deja de lado el impulso ambicioso de las energías renovables- sigue siendo un negocio riesgoso, ineficiente y que sigue poniendo a México en el rumbo de un futuro con más emisiones de gases de efecto invernadero y más cambio climático.

El accidente de hoy en México nos pone alerta una vez más sobre el inminente riesgo para el Ártico ahora que Estados Unidos le ha aprobado a Shell hacer perforaciones petroleras en esa frágil región.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Captcha loading...

*