Al encabezar la conmemoración del 78 aniversario de la expropiación petrolera, el presidente Enrique Peña Nieto dijo que al igual que las demás petroleras a escala mundial, Pemex tendrá que adaptarse a una nueva realidad de bajos costos del hidrocarburo y “hacer más con menos”.

En las instalaciones de la empresa de la CdMx, señaló que el consejo de administración deberá tomar decisiones “difíciles pero necesarias”, pero refrendó el respaldo de su gobierno a la empresa productiva del Estado.

Sin embargo, añadió, en los meses que vienen Pemex “demostrará su capacidad para hacer de este momento de dificultad una gran oportunidad para fortalecerse estructuralmente y convertirse en un referente de la industria energética mundial”.

La empresa “tiene que adaptarse a una nueva realidad de hidrocarburos; al igual que todas las petroleras del mundo, tiene que hacer más con menos, generar eficiencias y reducir costos, incrementar su productividad y orientar sus inversiones hacia opciones más  rentables”.

Explicó que las secretarías de Hacienda y Crédito Público y de Energía han recibido indicaciones para que acompañen y faciliten el proceso de ajuste y modernización que requiere la petrolera, por lo que ambas dependencias la apoyarán para que pueda aprovecharlo al máximo.

El jefe del Ejecutivo recordó que en 1938 la expropiación decretada por el presidente Lázaro Cárdenas representó un enorme reto nacional, pues además de las dificultades políticas, jurídicas y económicas que implicaba esa decisión, había una elevada exigencia técnica.

“Muchos dudaban de que los mexicanos tuviéramos la capacidad, el conocimiento o la experiencia que demandaba la actividad petrolera. Sin embargo, en menos de tres meses, Petróleos Mexicanos estaba operando, estaba de pie, y así se ha mantenido desde entonces”, sostuvo.

Acompañaron al Presidente en este acto los gobernadores de Hidalgo, Nuevo León, Tamaulipas, Morelos y Oaxaca, así como los titulares de las secretarías del Trabajo y Previsión Social, Semarnat, Hacienda, Economía y el director de Pemex, José Antonio González Anaya.

En tanto, el secretario general del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana, Carlos Romero Deschamps, aseguró que el ajuste presupuestal en Pemex no ha afectado los derechos laborales de los trabajadores.

Los petroleros, dijo, han sido capaces “de atender el impacto del ajuste al presupuesto de Pemex en lo referente a servicios profesionales y personales, y contrario a lo que muchas voces que quieren distorsionar la realidad afirman, esto se ha dado sin afectar los derechos de ningún compañero o compañera trabajadores”.

El líder sindical resaltó: “Hemos sido capaces de revisar temas que, aún no siendo de ninguna manera responsabilidad de los trabajadores, terminaron por significar un grave problema para la institución”.

Explicó que de esa manera se convino un modelo de pensiones que respeta íntegramente las condiciones de los trabajadores de mayor antigüedad, mientras que a los de menor les representa un cambio que en mucho se asemeja a las condiciones que históricamente han tenido.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Captcha loading...

*