Eventos

Prevén fuerte caída petrolera en 2016.

Aunado al declive en el precio internacional del crudo, la producción de petróleo de México experimentará nuevamente, una fuerte caída a partir de este año, debido al agotamiento del último gran yacimiento del país, aseguró Edgar Ocampo Téllez, investigador en temas petroleros e integrante de la Asociación para el Estudio de los Recursos Energéticos (Aeren). El nivel de producción nacional se encuentra en los 2 millones 265 mil barriles diarios actualmente. Sin embargo, es posible que para el 2025 ese nivel se desplome a menos de un millón 500 mil barriles al día.

Explicó que Ku Maloob Zaap es un yacimiento gigante ubicado en el litoral del estado de Campeche, y logró estabilizar por unos años los niveles de extracción nacional cuando ocurrió el desplome del campo Cantarell. Ku Maloob Zaap se ha mantenido en una meseta estable de producción de 850 mil barriles diarios, desde hace poco más de cinco años.

Sin embargo, su declive ya está anunciado por análisis técnicos de Petróleos Mexicanos (Pemex). En el documento titulado Capitalizando lecciones aprendidas y mejores prácticas en el desarrollo del proyecto Ku Maloob Zaap, varios técnicos de Pemex alertan del inicio del desplome de este campo para finales del 2016 y se estima que dentro de unos 8 años dejará de aportar al país 650 mil barriles diarios.

De acuerdo a los escenarios de simulación analizados por los expertos de Pemex, José Serrano Lozano, Félix Alvarado Arellano y Antonio Rojas Figueroa se vislumbra que la plataforma de producción de 850 mil barriles de petróleo al día puede mantenerse hacia el primer trimestre del 2017; sin embargo, reconocen que “el reto es de dimensiones enormes”.

El activo Ku Maloob Zaap aporta actualmente una tercera parte de la producción nacional de crudo y es un proyecto estratégico clave para el cumplimiento de las metas de producción de Pemex Exploración y Producción (PEP).

Informes oficiales de la Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH), revelan que al cierre de 2015 el conjunto de activos Ku Maloob Zaap concluyó con un volumen de extracción de 851 mil barriles diarios de petróleo, lo que significa una caída de 0.6 por ciento respecto al volumen de 857 mil barriles al día registrados en 2014.

En el caso del campo Ku registra ya una caída de 17.1 por ciento al descender de 210 mil barriles al día en 2014 a 174 mil barriles diarios en 2015, mientras que Zaap tiene ya un descenso de 3.7 por ciento al caer de 306 mil a 295 mil barriles diarios en el mismo periodo.

El campo Maloob ha logrado compensar parcialmente estas caídas con un aumento de 11.6 por ciento al incrementar su extracción de 332 mil a 370 mil barriles por día entre 2014 y 2015.

El especialista Ocampo Téllez aseguró que a pesar de la euforia desatada por la Reforma Energética, no se podrán evitar la caída del nivel de extracción nacional de crudo, “pues lo que perderemos de Ku Maloob Zaap, es mucho más importante que el aporte proveniente de los bloques ofertados en la Ronda Uno. Es muy probable que México pase por debajo de los 2 millones de barriles diarios de producción diaria antes del 2018 y en eso coinciden algunas agencias de energía”, advirtió.

Por otro lado, la extracción de crudo en aguas profundas y del petróleo de lutitas no tendrá un impacto importante en el nivel de producción nacional hasta después del 2025, por el grado de complejidad en su explotación. Además, las áreas licitadas el año pasado están enfocadas fundamentalmente en resucitar yacimientos maduros con recuperación mejorada, que tiene muy altos costos y muy baja productividad. “Es verdaderamente dramática la situación”, consideró Edgar Ocampo.

Si a la pérdida en Ku Maloob Zaap, dijo, le agregamos lo que se está perdiendo diariamente en el resto de las regiones de México por el declive natural de los campos maduros es posible que la cifra de la caída a nivel nacional llegue a más de un millón de barriles al día. Por lo que es muy probable que México sólo pueda producir alrededor de 1.3 millones de barriles diarios para el año 2025.

Casi toda la extracción actual reposa en los yacimientos de las cuencas del sureste, que comprenden el territorio del estado de Tabasco y el litoral de Tabasco y Campeche, donde se ubica el yacimiento Ku Maloob Zaap. Esa región ha sido explotada desde hace más de 50 años en su zona terrestre y más 35 años en su zona marina. Todos los campos están agotados y los nuevos desarrollos, como Tsimín-Xux y Ayatsil Tekel, son modestos a comparación de los grandes yacimientos del siglo pasado.

Edgar Ocampo recordó que en el Congreso Mexicano del Petróleo 2015 en Guadalajara, Jalisco, Emilio Lozoya director general de Pemex,  anuncio cuatro nuevos descubrimientos en las Cuencas del Sureste. Sin embargo, se trata de pequeños campos que, en conjunto, apenas agregan unos 350 millones de barriles a las reservas, que comparados con los 15 mil millones que ya le sacamos a Cantarell, representan tan sólo 2 por ciento de su volumen.

Las empresas petroleras internacionales, que la Secretaría de Energía (Sener) espera atraer para invertir en México en Aguas Profundas, se encuentran en graves problemas financieros por el desplome del precio del barril de petróleo. En el 2015 varias compañías realizaron despidos masivos, recorte de presupuestos y cancelación de proyectos de extracción por todo el planeta. Es difícil pensar que en este momento alguna de ellas vaya a tener interés de invertir en México. “Por lo que sólo dependemos de lo que nos queda en las Cuencas del Sureste. Ninguna otra área podrá ser desarrollada hasta que se estabilice el mercado mundial de petróleo”, anticipó Ocampo Téllez.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Captcha loading...

*

To Top