La Comisión Nacional de Hidrocarburos (CNH) aprobó la migración de las primeras dos asignaciones de Petróleos Mexicanos (Pemex) hacia contratos de extracción de hidrocarburos, con lo que la Secretaría de Energía podrá a su vez emitir la convocatoria para que la estatal busque socios en dos áreas someras que en conjunto abarcan 216 kilómetros cuadrados.

Se trata de los campos Ek y Balam, ubicados a 95 kilómetros de Ciudad del Carmen, Campeche, que Pemex recibió como asignaciones en la Ronda Cero y que migrarán a un solo contrato, por un lado; así como Sinan y Bolontikú, ubicados a 75 kilómetros de Paraíso, Tabasco, y que conformarán otro contrato.

El argumento para la migración de las primeras dos asignaciones al contrato Ek-Balam fue la necesidad de una mayor incorporación de reservas, planes de bombeo electrocentrífugo para la recuperación de hidrocarburos, así como proyectos de recuperación mejorada y perforación de pozos verticales.

En el caso de Sinán-Bolontikú, se requiere de la instalación de al menos dos plataformas de extracción adicionales, además de un sistema de gasoductos, un oleoducto y un sistema de bombeo electrocentrífugo para continuar con la producción.

El objetivo de la migración de asignaciones a contratos es obtener un régimen fiscal más favorable para la estatal, que según el tipo de contrato puede pasar del actual 120% de su actual utilidad operativa a 40%, que fue el máximo solicitado por la Secretaría de Hacienda para las primeras licitaciones de la Ronda Uno.

La Secretaría de Energía recibirá esta aprobación de la CNH y aprobará las migraciones a contratos para Pemex.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Captcha loading...

*