Un juez federal negó que existiesen violaciones constitucionales en la prohibición de la venta de comida “chatarra” en las escuelas del país.
Por ende, se negó el amparo presentado por la empresa Del Fuerte, embotelladora de Coca Cola, la cual impugnó la medida.

Carlos Alfredo Soto Morales, juez Sexto de Distrito del Centro Auxiliar de la Segunda Región, en Puebla, determinó que es constitucional establecer restricciones en la venta, distribución y expendio de ciertos alimentos preparados en escuelas de los niveles preescolar, primaria, secundaria y media superior.

La resolución señala que es posible prohibir la venta es escuelas donde la mayoría de los estudiantes son menores de edad, tales como kínder, primaria y secundaria, ya que los menores pueden estar bajo resguardo del Estado Mexicano.

Sin embargo, señaló que si resulta inconstitucional aplicar una prohibición en las universidades, debido a que la población estudiantil es mayor de edad.

El 11 de septiembre de 2013, dentro de la reforma educativa, se adicionó el artículo 24 bis de la Ley General de Educación que dispone que la Secretaría de Educación Pública podrá establecer los lineamientos y prohibiciones para el expendio y distribución de alimentos en las instituciones educativas del país.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Captcha loading...

*