Eventos

Chikungunya llegará a todo México, menos a zonas frías: Salud

Pablo Kuri Morales, subsecretario de Prevención y Promoción de la Secretaría de Salud, alertó que con excepción de las zonas frías, el mal del Chikungunya va a llegar a todo el país; “es cuestión de tiempo”.

En el marco de la inauguración de la Octava Conferencia Global de la Red de Programas de Entrenamiento y de Intervenciones en Epidemiología y de Salud Pública, el funcionario federal indicó que hay 5,721 casos confirmados en todo el país.

Ante 400 participantes de 43 naciones, Kuri Morales indicó que en la actualidad hay 18 entidades donde ya se registraron casos de ese mal, mientras otros están libres, como el Distrito Federal, por su altura sobre el nivel del mar.

Precisó que existen otras zonas en donde este mal no va a existir, como Toluca, o algunas partes de Zacatecas o Tlaxcala, porque no hay vectores debido al clima frío.

“Pero en el resto del país, sabemos que eventualmente va a llegar”, dijo el funcionario de Salud, y abundó que lo que se está tratando de hacer con las campañas de promoción de la salud es lograr que el impacto sea menor al controlar los criaderos.

Hoy, las entidades que más sufren de este virus, que sólo se transmite si hay mosquito, son Guerrero, con 1,434 casos; Oaxaca, 992; Michoacán, 904; Veracruz, 776, y Chiapas, con 544 casos.

El funcionario federal recordó que los servicios estatales de salud son descentralizados, por lo que son los responsables de la provisión de medicamentos. Abundó que, en general, este mal se trata con acetaminofén paracetamol, que no es caro y existe un abasto suficiente.

“Puede ser que en alguna localidad o en un centro de salud no hubiera en algún momento específico, pero no es un medicamento caro, del que no haya producción o que esté a punto de agotarse”, insistió.

El Sistema de Vigilancia Epidemiológica en México, que recibe información de 20,000 unidades médicas y una cantidad importante de registros epidemiológicos sobre males transmitidos por vector, es uno de los más importantes a nivel internacional, subrayó.

Sin duda, expuso, en América es uno de los más importantes y esto nos lleva a que exista una red de confirmación por laboratorio realmente efectiva.

En ese contexto, explicó que cuando existe un paciente con fiebre –al principio los síntomas de dengue o de Chikungunya pueden ser similares- se le asigna un protocolo de diagnóstico, que en salud se llama algoritmo.

Abundó que si el médico piensa que el paciente tiene dengue, por cuestiones clínicas muy específicas, como dolor atrás de los ojos, a ese se le corre la prueba de dengue y, si sale negativa, a dos por ciento de ellos se les corre de todos modos Chikungunya.

Y es que hay la posibilidad de coinfección, es decir, que un mismo paciente tenga ambos males, aclaró.

Si en principio el médico sospecha de Chikungunya –sus síntomas son dolores e inflamaciones en las articulaciones-, lo que se hace es: si se trata de un área geográfica donde no se ha detectado la circulación del virus, al ciento por ciento de los pacientes se les toma muestra.

Pero si, como ocurre en México, los casos están donde ya existe el problema, sólo se toma al 5% de los pacientes. De esta manera, los casos que se tienen son confirmados por laboratorio y de ninguna manera es el total de casos.

“La vigilancia centinela lo que hace es buscar de qué manera está circulando el virus y cuáles son las características epidemiológicas”, expuso.

Este procedimiento es el efectivo, sostuvo el funcionario federal, porque no se necesita saber exactamente el número de casos para iniciar las acciones de control, que es lo más importante.

“Una vez que tienes casos confirmados, ya sea de dengue o de Chikungunya, se interviene con acciones de promoción de la salud para evitar los criaderos, que es la medida más efectiva para evitar estos males”, afirmó.

Explicó a esta red están afiliadas organizaciones locales, regionales e incluso institutos de investigación, de salud pública y algunas universidades, así como Ministerios de Salud Pública y Organizaciones No Gubernamentales (ONG).

Hoy, mencionó, se cuenta con 65 programas de entrenamiento en epidemiología de campo.

El objetivo, expuso, es fortalecer la capacidad de respuesta en salud pública internacional, a través de la capacitación de jóvenes en el trabajo de campo.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Captcha loading...

*

To Top