Paula Dapena, la joven futbolista de 24 años que se negó a guardar un minuto de silencio por Diego Armando Maradona y jugadora del Viajes Interrías FF de la tercera división femenina española, recibió amenazas de muerte por estas acciones.

Previo al encuentro del Viajes Interrías FF de la tercera división femenina española con el Deportivo La Coruña, la ciudad de Abedongo, Dapena se dio la espalda ante la figura de Maradona y se sentó en la cancha mientras el estadio rendía homenaje al número diez.

“Dije que negaría a guardar un minuto de silencio por un violador, pedófilo, putero y maltratador y que si tenía que sentarme y dar la espalda, lo haría. Por las víctimas no se guardó un minuto silencio y no estoy dispuesta a guardar un minuto silencio por un maltratador y no por las víctimas”, mencionó la joven minutos más tarde cuando se le cuestionó el por qué de su actitud.

Sin embargo, a menos de una semana de estos acontecimientos, Paula Dapena informó que ha recibido amenazas de muerte por parte de la afición y los seguidores de Diego Armando.

“En mi club están todos conmigo. He recibido mucho apoyo en redes sociales y mucho cariño, pero también he recibido amenazas de muerte tanto yo como algunas de mis compañeras de equipo. Las redes sociales son así, es mejor esperárselo que no para no asustarte”, declaró a una radiofusora local.

Entre las amenazas recibidas hay algunas que difaman a su persona y otras que señalan actos de violencia como golpes y violaciones, también acoso y agresiones físicas. La joven, ante los hechos, cerró sus redes sociales.

“Hija de p***, mugre sucia, te violaré. Voy a encontrar tu dirección y voy a ir a tu casa a partirte las piernas”, mencionó Dapena son las amenazas más frecuentes.

El día que Maradona murió coincidió con el marco del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia Contra la Mujer, por lo que en palabras de la jugadora, “celebrar y homenajear a un jugador como Maradona, que tiene indicios de violencia y pedofilia” la habrían hecho sentirse incómoda.

Hasta el momento se desconoce si Paula procederá de forma legal contra las amenazas y, cabe resaltar, que de acuerdo con la propia Dapena estas han provenido de varios países entre los que se enlista Argentina.