Con una procesión que dio inicio en la Iglesia del Jesús hasta llegar a la Iglesia de Catedral, sacerdotes pertenecientes a la Diócesis de Campeche renovaron sus votos ante el obispo de Campeche, José Francisco González.

La Misa Crismal la celebra el obispo con todos los presbíteros de la diócesis, es una de las principales manifestaciones de la plenitud sacerdotal del obispo y como signo de la unión estrecha de los presbíteros hacia él. En ella se consagra el Santo Crismal y se bendicen los óleos de los catecúmenos y de los enfermos.

El Santo Crismal, es decir, el óleo perfumado que representa el mismo Espíritu Santo, se da junto con sus carismas el día del bautizo, confirmación y en la ordenación de diáconos, obispos y sacerdote.

Cabe señalar que “la palabra Crismal proviene del latín Chrisma que significa Unción. Así se le denomina ahora al aceite y bálsamo mezclados.

Para el sacerdote de Palizada, Lázaro Hernández, la intención de la procesión de Misa Crismal es importante para ellos debido a que es donde los sacerdotes renuevan sus votos ante el obispo, en el cual prometen la obediencia y el vivir de acuerdo a los ministerios sacerdotales.

Explicó que antes de la procesión, todos los sacerdotes, tuvieron un retiro y luego una Hora Santa, para, posteriormente, salir en procesión de la Iglesia del Jesús hasta la Catedral, para finalizar con la Misa Crismal.

-Se termina con la Misa Crismal a través de la bendición del obispo y el Santo Crismal para las parroquias, para poder celebrar lo que se denomina Trío Pascual que es la pasión, muerte y resurrección.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Captcha loading...

*